LAS MUJERES JIRAFA DE TAILANDIA: LA OTRA CARA DE LA REALIDAD

Escrito por Olga Moreno

Escrito por Olga Moreno

LAS MUJERES JIRAFA DE TAILANDIA: LA OTRA CARA DE LA REALIDAD

Mujeres-Jirafa-Tailandia

«Viajar es lo único que compras y te enriquece más».

Hace tiempo que quería contar esta historia: Las Mujeres Jirafa de Tailandia siempre han suscitado mucho interés, curiosidad y cierta polémica entre los viajeros que viajan a Tailandia.

Por ese motivo y a través de este relato, quiero dejar constancia de su cruda realidad y reflejar los sentimientos encontrados que nos generó conocer esta aldea de Mujeres Jirafa en el norte de Tailandia.

las-Mujeres-Jirafa-de-Tailandia

Cuando viajamos al norte de Tailandia, a la ciudad de Chiang Mai, nos hablaron de la existencia de un lugar, situado a poco más de una hora en coche de la ciudad y escondido entre los bosques, donde era posible visitar un poblado tribal turístico donde habitaban unas mujeres Padaung, que forman parte del grupo étnico o Tribu Karen, Kayan o Karenni, conocidas popularmente como las «Mujeres Jirafa», en alusión a sus cuellos largos enroscados por anillos dorados.

Quisimos visitarlo, nos gusta observar las cosas de primera mano, así que, con mucha curiosidad y sin saber muy bien qué esperar, contratamos a un taxista para que nos llevara hasta el poblado de las Mujeres Jirafa de Tailandia, también conocidas como: «Mujeres de Cuello Largo».

 

 

EL POBLADO TURÍSTICO DE LAS MUJERES JIRAFA EN CHIANG MAI, TAILANDIA

Situado en las verdes y húmedas selvas del norte de Tailandia, pero de fácil acceso por carretera, se sitúa el pequeño poblado Karen Padaung, también conocido como el poblado de «Las Mujeres Jirafa» o «Tribu Karen Long Neck».

La primera impresión fue bastante decepcionante: un recinto cercado pero con puertas abiertas y una taquilla de acceso, en aquel momento cerrada, pero que presagiaba, «a golpe de talonario», el lugar donde se “exhibían” esas mujeres jirafa.

poblado-tribus-Tailandia

A través de los portones se adivinaba un pequeño poblado de casas modestas de bambú, tiendecitas, y coloridos tenderetes repletos de telas, brillantes sedas, baratijas, y variopintos souvenirs, rodeados de calles sin asfaltar llenas de barro y charcos, donde los pollos y los gallos campaban a sus anchas.

Olía a leña quemada, y pronto divisamos, en una de las casas de bambú, con tejadillos de paja y completamente abierta a la intimidad del hogar, un gran caldero sopero abandonado a su suerte, que cocinaba a fuego lento las delicias culinarias de aquél día: Fuimos a primera hora, y éramos los primeros y únicos visitantes de aquel lugar.

QUE-VER-EN-CHIANG-MAI

Atravesamos los portones sin saber muy bien qué íbamos a encontrarnos, pero presagiando el circo turístico con el que nos íbamos a enfrentar.

Anduvimos por la calle principal, declinando las ofertas de las mujeres de las tribus que, allí sentadas en sus puestos, nos animaban, con gestos de complicidad, a acercarnos a las mesas llenas de brillantes quimeras, y para que les compráramos algún detalle de los miles de tesoros que exhibían en cada una de ellas.

Son situaciones que me incomodan muchísimo porque ves que la búsqueda de la experiencia auténtica es inexistente y lo último que te apetece es, en ese momento, soltar dinero a cambio del falso espectáculo.

MUJERES JIRAFA TAILANDIA

Reconozco que, cuando visitamos este lugar, sabíamos muy poco del drama de estas mujeres y fue precisamente al hablar con una de ellas, cuando mi percepción de la situación y de los hechos, cambió por completo, dando un giro inesperado.

Allí conocí más íntimamente a una de esas Mujeres Jirafa, de nombre Macieng, con la que mantuve una larga e interesante conversación.

Esta mujer me transmitió una ternura y una paz en sus palabras a la que nunca me había enfrentado con una extraña y gracias a ella, puede entender la tragedia que se esconde detrás de cada uno de los rostros sonrientes, que se exhiben ante el turista curioso, como único medio de vida: Entonces supe que no podría juzgarlas nunca más…

Long-neck-Tailandia-tour

CONSEJO VIAJERO: SEGURO MÉDICO Y DE VIAJE RECOMENDADO PARA VIAJAR POR TAILANDIA:

  • El seguro que recomendamos es, el seguro que utilizamos nosotros en nuestros viajes: SEGUROS IATI sin franquicias.
  • Además, tienes un descuento en la contratación de tu póliza por ser lector de nuestro blog. Especialmente recomendado para largas estancias y con asistencia en español.
  • Haz clic aquí para beneficiarte de un 5% de descuento en SEGUROS IATI.

ORIGEN Y DRAMA DE LAS MUJERES JIRAFA DE TAILANDIA

Las mujeres de la Tribu Padaung (Yan Pa Doung) se conocen como las “Mujeres de Cuello Largo, o cuello Jirafa”, o como: “Las Mujeres Jirafa de Tailandia”.

Según cuenta la historia, los antepasados de las “Mujeres Jirafa” llegaron a la antigua Birmania, hoy conocida como Myanmar, hace 2000 años, desde el desierto de Gobi (Mongolia).

Más tarde, las “Mujeres Jirafa” fueron prácticamente desplazadas hacia el estado de Kayah, al este del país, para luego verse obligadas a huir, debido a la guerra civil birmana, hacia el norte de Tailandia.

LA TRADICIÓN DE LOS ANILLOS DE LAS TRIBUS KAREN DE LAS MUJERES JIRAFA DE TAILANDIA

Padaung es la tribu de mujeres que lleva los adornos conocidos como anillos de cuello, unos aros de bronce que se colocan alrededor de la garganta para alargar sus cuellos.

Estos anillos o aros dorados, que también se colocan en las piernas y tobillos, hacen que las mujeres se vean como un dragón, que es una figura importante en su cultura y según su milenaria tradición, las hace más bellas.

Pero la realidad es bien distinta: la sensación de cuello largo es, realmente, consecuencia de la deformación que se produce en la columna y el deterioro de la musculatura en la zona entre el cuello y los hombros, que finalmente, provoca su hundimiento.

anillos-mujeres-jrafa-Tailandia

DE LA REPRESIÓN Y PERSECUCIÓN DE LA DICTADURA BIRMANA, A SERES HUMANOS CARENTES DE IDENTIDAD OFICIAL

A finales de 1980 y principios de 1990, muchas personas de la Tribu Karen huyeron a Tailandia, escapando de la dictadura birmana que intentaba acabar con ellas y ahora viven en las montañas del país de Siam con un estatus jurídico incierto e invisible:

  • No se les reconoce como ciudadanos birmanos, ni tampoco tailandeses.
  • No tienen ningún derecho, no pueden trabajar, carecen de papeles de identidad oficiales o pasaporte, y son personas con estatus de refugiados invisibles al gobierno.
  • Gobiernos como el de Nueva Zelanda y Finlandia han llegado a ofrecer asilo político a 20 Mujeres Jirafa, pero el Gobierno Tailandés se los ha denegado rotundamente (Fuente: BBC News).
  • Su único medio de vida es, por tanto, las fuentes económicas generadas a través del turismo, irónicamente, impuestas por el propio Gobierno Tailandés.
¿CÓMO TENER INTERNET SIEMPRE EN TAILANDIA?: Compra aquí tu tarjeta eSIM con datos con descuento de un 5% con el código OMVIAJES (con descarga directa en tu iPhone).

ESIM-TAILANDIA

CONOCIENDO A LAS MUJERES JIRAFA DE TAILANDIA

Cuando vi a Macieng sentada bajo el tejadillo de bambú de su austera cabaña, enseguida la reconocí: Había visto su rostro en decenas de folletos turísticos, y hasta en documentales de la televisión (grabó una interesante entrevista para National Geographic, entre otros).

Macieng llevaba un par de docenas de aros de bronce al cuello y como el resto de las “Mujeres Jirafa” del poblado, se ganaba la vida vendiendo souvenirs a los turistas.

Me acerqué a hablar con ella, y enseguida me cautivó con su voz serena y casi susurrante. Macieng y yo “conectamos” de inmediato.

Aquella mujer me abrió su corazón: Me contó su dramática historia, me enseñó fotos de cuando era niña en Birmania durante la guerra y cómo había llegado a Tailandia en su adolescencia, huyendo que los dictadores militares birmanos, que habían llegado a asesinar a parte de su familia.

experiencia-con-las-mujeres-jirafa-de-Tailandia-qué-ver-en-chiang-mai

El gobierno birmano obligaba a las diferentes familias de la etnia Karen a entregar casi todos sus ingresos al estado.

Y cuando éstos no eran lo suficientemente altos, castigaban a la familia y reclutaban a uno de sus miembros masculinos obligándoles a pertenecer a su ejército. El gobierno birmano despreciaba a las minorías Karen.

Parte de su familia fue fusilada, a otros se los llevaron a la guerra para no volver a verlos jamás. La guerra merodeaba las zonas cercanas a la aldea en la que vivían y era común ver y oír explosiones alrededor.

Me contó, con un hilo de voz, que fue entonces cuando decidieron huir de la opresión: El miedo finalmente les pudo, y decidieron dejarlo todo para refugiarse en territorio tailandés. Tuvieron que caminar durante una semana por la selva hasta poder llegar hasta la frontera de Tailandia….

tour-mujeres-jirafa-Tailandia

Aquella mujer de facciones duras, pero serenas, y eterna sonrisa, me narró con detalles el duro camino que tuvo que atravesar, en su adolescencia, para cruzar la frontera hacia Tailandia y el llamado Triangulo de Oro, donde en aquellos años los narcotraficantes de opio y contrabandistas, campaban a sus anchas.

En su limpia mirada pude ver cómo los ojos de esta valiente mujer habían observado la muerte de cerca y en aquel momento, sentí una infinita compasión por ella.

HISTORIA-MUJERES-JIRAFA

Respondió a mis mil preguntas, saciando mi sed sobre las infinitas curiosidades que yo siempre había tenido, y que había escuchado en torno a su etnia de Mujeres Jirafa y sobre los mitos oscuros que habían rodeado a aquellas enigmáticas mujeres de cuello largo.

Me di cuenta de que me hallaba ante una mujer muy valiente y muy fuerte y que ahora, por fin, vivía en paz rodeada de sus hijos y nietos y que, pese a su condición de refugiada, era feliz.

tour-mujeres-jirafa-Tailandia

Macieng adora a los niños y cuando vio a mi hijo, le dedicó una generosa sonrisa y enseguida quiso acariciarlo. Me contó que ella misma estaba a cargo de cuatro niños del poblado.

LOS MITOS Y LEYENDAS DE LAS MUJERES JIRAFA DE TAILANDIA

El uso de sus anillos al cuello ha creado mitos y leyendas que no son ciertos: Aquí te contamos algunos de ellos:

  • Se dice que las Mujeres Jirafa de Tailandia usan los aros del cuello para protegerse del ataque de los tigres, ya que estos grandes felinos suelen lanzarse al cuello de sus víctimas.
  • También había leído que los collares evitaban el ser esclavizadas por asaltantes birmanos ya que el gran peso de sus adornos les impedía realizar tareas pesadas, lo que reducía su valor como esclavas.
  • Lo cierto es, según me contó Macieng, sin aclarar ni desmentir nada y guardando el halo de misterio en torno a muchas cuestiones, que cuando más largo es el cuello, mayor es el atractivo de la etnia y la continuidad de su uso es, básicamente, la continuidad de una tradición milenaria y ahora, tengo que añadir, turística.

 RELACIONADO: GUÍA PARA VISITAR EL TRIÁNGULO DE ORO DE TAILANDIA 

mujeres-jirafa-norte-Tailandia

Los anillos nunca se los quitan: Las mujeres jirafa duermen, se bañan y hacen todos sus quehaceres diarios con ellos. Macieng me enseño el ladrillo en el que apoyaba su cabeza para dormir de una manera más confortable, y tengo que decir que aquello me pareció un arma de tortura.

Tampoco es cierto que las mujeres jirafa se mueran al quitárselos porque el cuello se pueda vencer o dislocar. Muchas teorías aseguran que llega un punto en que los músculos del cuello quedan extremadamente debilitados y no son capaces de sostener el peso de la cabeza, convirtiéndose así los anillos en una necesidad para la propia supervivencia, y no sólo un adorno.

Me aclaró que también es otro mito falso: Se pueden quitar los anillos cuando quieran, pero nunca lo hacen porque para ellas, la ausencia de anillos, es como: «estar desnudas ante el mundo».

Las Mujeres Cuello Largo de Tailandia

LOS ANILLOS DE LAS MUJERES JIRAFA DE TAILANDIA

Macieng quiso tras nuestra charla que yo experimentara los anillos en mi cuello, tan sólo unos pocos, tan sólo una mínima parte de los que acariciaban su cuello y decidí hacerlo.

Tengo que decir que aquello me pareció un suplicio: Apenas podía soportar el peso, tampoco podía girar el cuello y los añillos me rozaban y arañaban la piel, incluso impedían verme los pies.

Tan sólo unos minutos con ellos puestos, y mi espalda se empezó a resentir por el peso de los kilos extra que mi columna tenía que soportar en aquel momento.

No me puedo ni imaginar la tortura eterna que supondría llevar esos anillos al cuello el resto de tu vida y no quitártelos nunca.

¿TRADICIÓN, EXPLOTACIÓN, O ÚNICO MEDIO DE VIDA?

Algunas mujeres jirafa han decidido no seguir llevando los anillos al cuello. Seguir con la tradición es, hoy en día, y según mis conclusiones tras visitar el poblado, más que un tema de costumbres, hoy en día, es una salida económica: la única salida.

  • Los anillos suponen atraer al turismo y, por tanto, tener una fuente de ingresos asegurada. Sin embargo, aún sabiendo esto, hacer un juicio negativo, no me parece justo para ellas.
  • Para las Mujeres Jirafa es una forma honrada de ganarse la vida, ante la encerrona que les ha impuesto la sociedad en la que viven.
  • Podrían haber elegido otros caminos, y más en Tailandia, donde el turismo sexual aflora por donde mires; y sin embargo, están ahí, en tierra de nadie, ganándose la vida como pueden, desde su condición de refugiadas.
tribus-norte-Tailandia
En el poblado turístico también podrás ver a mujeres de otras Tribus del Norte de Tailandia con sus vestimentas tradicionales.

El Gobierno Tailandés dice ahora, de forma ambigua (y decimos esto porque estamos seguros de que los precios de las entradas de estos poblados turísticos los imponen ellos) que apoya una política de concienciación colectiva acerca de las minorías Karen y de otros grupos éticos birmanos desfavorecidos (como los rohingya), que siguen siendo, por desgracia, perseguidos y asesinados hoy en día, por los dirigentes birmanos.

Por ese motivo, han decidido colaborar recientemente con asociaciones de refugiados como ACNUR, en el proyecto de integración de las minorías desplazadas.

poblado-mujeres-jirafa

MÁS INFORMACIÓN

Si quieres conocer más sobre este tema, te recomendamos la lectura de este artículo, donde de forma muy clara, se expresa la dramática situación que hoy en día siguen atravesando las minorías éticas, como las Tribus Karen, procedentes de Birmania.

El artículo, incluye además un conmovedor vídeo, que no te dejará indiferente.

Conocer la trágica situación social que se esconde detrás de estas turísticas Mujeres Jirafa de Tailandia, así como de otras tribus de minorías oprimidas cambia, en mi opinión, por completo la perspectiva.

Si finalmente visitas este poblado Karen te recomiendo hablar con las mujeres más mayores: Vivirás una experiencia diferente y a pesar de la fachada y el escenario, aparentemente artificial, conocerás, de primera mano, el drama que se esconde detrás de cada una de las sonrisas de bienvenida.

drama-tribus-norte-Tailandia

AGRADECIMIENTO

Desde estas líneas, quiero aportar mi granito de arena en defensa del drama de las mujeres jirafa de Tailandia y demás tribus de desplazados, contando su triste historia y en especial, quiero agradecer a Macieng su sinceridad, su cercanía y hospitalidad.

Chiang-Mai-Mujeres-Jirafa-Blog-viajes

Por último: No te quedes sólo con la fachada turística y artificial, busca también la otra cara de la realidad.

Felices viajes.

ARTÍCULOS SOBRE  TAILANDIA EN EL BLOG QUE TE AYUDARÁN A PREPARAR TU VIAJE: 

 

 

SI TE HA GUSTADO, PUEDES GUARDAR ESTE ARTÍCULO EN PINTEREST

Seguro de viaje recomendado para un viaje a Tailandia:

SEGUROS IATI: Tu seguro con descuento para viajar a Tailandia (resérvalo en el enlace).

 

PLANIFICA TUS VIAJES CON NUESTROS DESCUENTOS

 

 

18 comentarios en «LAS MUJERES JIRAFA DE TAILANDIA: LA OTRA CARA DE LA REALIDAD»

  1. Personalmente no recomiendo esta visita, ya que hay un tinglado tailandés, y no de personas del poblado, montado a la entrada donde te cobran 500 bahts por persona, precio prohibitivo para lo que es habitual en Tailandia.

    Nosotros hemos venido hasta aquí para nada y nos volvemos para atrás sin verlo, pero con la conciencia tranquila de no contribuir a esta triste realidad.

    Para entender mejor la situación, copio otro post que acabo de leer, sentada las puertas de la entrada del tinglado, y que creo que se asemeja mucho más a la realidad y del que pongo un resumen a continuación:

    Tailandia, al igual que hizo con otras etnias como los Hmong que huían del conflicto armado en Laos, no reconoció a los Karen como refugiados políticos. A cambio de permitirles quedarse les obligó a convertirse en una atracción turística, sin cederles nacionalidad para poder buscar un trabajo, tierras para poder cultivar, ni modo de vida alternativo.

    Esto genera problemas sociales en estas comunidades donde las victimas principales son las mujeres de la etnia, obligadas por esta situación a llevar los famosos collares.

    • Muchas gracias Pilar por tu aporte. Con este artículo quisimos dar voz propia a este colectivo que vive una situación delicada y en nuestra opinión, muy triste. No estamos para juzgar el mundo, la realidad es la que es. La realidad es, al fin y al cabo, que ellas están ahí ignoradas por sus gobiernos y sin medios para ganarse la vida. Por eso, queremos mostrar, que tras ese circo, hay una historia de sufrimiento de un colectivo étnico perseguido y masacrado: Una historia que nadie parece querer ver, y de la que nadie parece acordarse (quizás, en parte, por desconocimiento), y que les ha llevado a la realidad en la que están ahora, sin alternativas. Una triste realidad que no parece que vaya a cambiar. Gracias de nuevo por tu opinión.

  2. Había leído varios artículos en otros blogs sobre que si era un circo, que sí eran esclavas, que si no deberíamos ir a esos lugares… Todos siemore después de haber ido, qué curioso.

    Me ha gustado el enfoque que le has dado y la información que conseguiste.

    Nosotros fuimos a uno con los niños, porque, como dices, pagar una entrada y comprar unos souvenirs allí es el único modo que tienen de ganarse la vida

  3. Muy interesante tu relato. Desde el máximo respeto consigues cambiar las ideas preconcebidas sobre las mujeres Karen y acercarnos a su realidad. No pensaba ir porque no quería contribuir a lo que me parecía una manera de explotación pero ahora creo que haré esa visita. ¿Fuisteis por vuestra cuenta? ¿Cómo lo organizasteis? Muchas gracias por tus posts.

    • Hola Jose. Gracias por tus palabras, animamos a que la gente descubra las cosas por sí misma y reflexione. Siempre hay matices entre el blanco y el negro, y son realidades que uno mismo debe conocer para poder opinar. Habrá gente que no lo vea así, pero sin conocerlo a fondo no se debe opinar: es muy fácil descalificar otras culturas diferentes a la nuestra desde el cómodo asiento de nuestro sofá símplemente porque no
      cuadran con nuestros “valores occidentalizados”.
      Fuimos en Taxi desde Chiang Mai. El campamento está a una hora de trayecto. Te deseamos buen viaje.

      • ¿Recuerdas el nombre del campamento? Para poder decirle al taxista a cuál queremos ir. He estado mirando y parece que hay varios aunque no encuentro el nombre de ninguno de los campamentos cercanos a Chiang Mai. En la Lonely planet sólo mencionan los poblados cercanos a Mae Hong Son, a tres horas de Chiang Mai…

  4. Bellísima la forma en que narras mostrando respeto, admiración, compasión y calidez ante la etnia. Planeo un viaje y me encantaría visitar el sitio, mi pregunta es ¿Que idioma hablan? (Leo que pudiste comunicarte bien con ella, fue en español? Besos y un abrazo, inspiras a muchos

    • Hola Perla! Muchas gracias por visitar nuestro blog. Gracias también por tus amables palabras. Quisimos escribir sobre estas mujeres y reflejar su dura realidad, que muchos no parecen querer ver. Hablé con la matriarca en inglés, una lengua que ella dorminaba de forma bastante fluida. Un abrazo y que disfrutes de tu propia experiencia. Olga

  5. Gracias Olga, soy Irma, mujer mexicana, viajera y soñadora como tú!! hace un mes estuve en estos lugares, Tailandia, Vietnam y Camboya, al leer tus relatos has hecho que mi emoción crezca y disfrute más mi viaje. GRACIAS

  6. Gracias, gracias por regalaros este precioso relato. Tenía muchas dudas ante la vista a dicha tribu ( la cual realizo mañana) y después de este artículo tengo todo mucho más claro. Acabo el relato con lágrimas en los ojos e ilusionada por poder conocer la verdad por mi misma y deseosa de conocer a alguien como Macieng con una historia tan dura pero real. Y así al igual que tú, poder contarle al mundo la realidad. Una vez más mil gracias por este relato.

  7. Me ha encantado el relato. Muy dulce como lo cuentas todo. Que es lo que mas destacas de viajar con tu niño a un lugar tan distinto? Estoy planeando viajar con mis hijos y a veces tengo dudas. Gracias!

    • No tengas dudas de viajar con tus hijos a lugares diferentes. Aparte de ser una experiencia muy enriquecedora, abrirán su mente a otras culturas y formas de ver las cosas. Viajar elimina barreras y elimina prejuicios. Viaja siempre con un buen seguro médico y toma siempre las precauciones lógicas en cuanto a bebida, higiene y comidas, y no tendrás ningún problema. Te animo a que cruces fronteras con tus hijos, os encantará!.

  8. Caray, esperaba una sesión de fotos espectaculares y me encuentro un relato de otro mundo, que te hace ver el mundo como es y no como creemos que es.Gracias Olga. Relato estremecedor y bello. Me acabas de conquistar para siempre.

    • Muchas veces las cosas no son como creemos que son, y hasta que no lo descubrimos por nosotros mismos, no somos capaces de ver «la otra realidad», quería poner mi granito de arena y ayudar a estas increíbles mujeres en su cruda realidad. Gracias por tu apoyo Miguel!. Un fuerte abrazo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimos Post

Descubre nuestros últimos viajes. Apúntate a la Newsletter

Entérate de novedades y nuevos viajes realizados. Obtén cupones descuentos y mucho más…

Sobre nosotros

OM Viajes y Relatos

Soy Olga Moreno (OM): Mis iniciales y mi pasión por los viajes, el yoga y la escritura, dan nombre a este blog.

Soy una viajera incansable y junto con mi alma gemela Juan Carlos, hemos logrado el gran sueño de hacer de este blog de viajes nuestro modo de vida y nuestra profesión.

Viajamos con nuestro hijo Raúl, al que enseñamos a superar los baches del camino y a disfrutar del viaje, porque :¿qué es la vida sino un gran viaje de cambios y superación?.

Este blog está dedicado a todos aquellos que, como nosotros, son viajeros soñadores, les gusta viajar lento y compartir experiencias de viajes.

Quienes Viajamos

Share via
Copy link